Blogia
Contextos

Tamare: Corazón de la integración comunal

Tamare: Corazón de la integración comunal

"Las primeras 160 casas de Tamare están listas en su mayoría y son muy pocas las que estando terminadas, no están ya ocupadas".        

Así describía en 1957 la revista "Nosotros", de Creole, la conclusión de la primera fase de construcción de esta urbanización, y lo hacía mostrando la evidencia que se reflejó en el entusiasmo con que se acogió la posibilidad de habitar en una comunidad abierta e, inclusive, de levantar casa propia en la Costa Oriental del Lago y en un ambiente ciertamente urbanizado.        

Fue un hito Tamare.        

Para quien alquiló, significó un mejor estilo y calidad de vida para la familia, además de que se protagonizaba en el logro de una mayor integración con toda la comunidad; para quien compró vivienda fue hacer un de voto de fe por el futuro de la región, fue dar un paso adelante en favor de su perennidad urbana.        

Mas, tanto para arrendatarios como para propietarios, mudarse a Tamare sirvió para coadyuvar el propósito principal de Creole Petroleum Corporation, el cual consistió en propiciar la integración comunal para forjar el arraigo mediante la creación de un ambiente facilitador del encuentro humano como ejercicio social. 

El mejor camino         

Fue éste un propósito que se expresó francamente y a tal fin se dieron las facilidades correspondientes y se crearon tres planes que apuntalaron el poblamiento de Tamare. Dos de esos planes estuvieron dirigidos particularmente a los trabajadores de la petrolera transnacional y un tercero, denominado "el plan de inversionistas", fue formulado por Creole para tres consorcios que compraron 160 parcelas que se ofrecieron a arrendatarios de otros sectores de la región que estuviesen interesados en participar.        

Así se dio impulso a un proyecto habitacional sustitutivo del campamento petrolero, el cual siendo originalmente rústico, con el tiempo, al estabilizarse la actividad productora petrolera, se fue convirtiendo en pequeño centro organizado constituido por áreas residenciales para obreros, empleados y técnicos con sus correspondientes servicios suplidos por las empresas petroleras a costo de subsidio o sin ningún costo, en los casos de sus empleados.        

Con el campamento petrolero surgieron en sus alrededores, atraídos por el auge de las operaciones, barriadas que obtuvieron gratuitamente los servicios públicos. Así surge la segregación de dos comunidades, la petrolera y la no petrolera, lo cual dio lugar al auspicio de Creole para crear comunidades abiertas como Tamare.        

Dicha decisión, como se explica en el Cuaderno Lagoven titulado "Comunidades Petroleras", fue una manera de decir y lograr que los programas de explotación petrolera en cada región sirviesen para activar el crecimiento de ésta, liberar sus posibilidades, y de modificar mejorando, nunca eliminando ni distorsionando.        

La comunidad abierta, dice el cuaderno editado en mayo de 1980, era la mejor respuesta y el mejor camino para esa integración, y Tamare se ha convertido en buena expresión de lo posible y en punto de comparación para lo deseable.        

La obra agrega que el hecho de la nacionalización, por una parte, la extensión de las operaciones, por otra parte, y la comprensión cada vez más universal de la verdadera y específica función del petróleo, ha madurado y cristalizado el principio integrador; principio que toca los aspectos económicos, pero sobre todo los humanos. 

Una intención vigente         

Aun habiendo crecido, la urbanización Tamare no pudo alcanzar a plenitud todas sus metas, y hoy continúa constituyendo la posibilidad para la integración comunitaria y el corazón de esa intención esta vigente.

A tal efecto, un estudio elaborado en 1986 por la Universidad Simón Bolívar y Lagoven que está relacionado con la problemática del desarrollo urbano en la Costa Oriental del Lago, con especificidad en el sector Tamare, observa que:-

Esa urbanización juega un papel importante en la reorientación del proceso de densificación urbana y en la formulación de las directrices que se quiere dar a las nuevas expansiones de Ciudad Ojeda, según reza el Plan Rector de Desarrollo Urbano realizado para esa población, y el cual es un instrumento para orientar y dirigir el crecimiento de la ciudad que fue elaborado por Mindur con la participación de Lagoven.          

Los aspectos concretos de la posibilidad que Tamare ofrece se pueden apreciar en el hecho de que es el área más atractiva y conveniente para satisfacer necesidades de alojamiento para el personal de la industria petrolera, así como de otros sectores de la comunidad. 

Tamare y Ciudad Ojeda unidos         

Entre las ventajas por las que Tamare sobresale, figuran el urbanismo que en óptimas condiciones se halla en su territorio; un urbanismo que, por lo demás, está dotado de servicios suficientes, amplias avenidas, parques y zonas verdes, ubicado en una posición privilegiada con respecto a los centros de operación petrolera de Tía Juana y Lagunillas, y próximo a Ciudad Ojeda.        

Del mismo modo destaca Tamare porque posee una infraestructura que es aprovechable en poco tiempo, sin que haya necesidad de inversiones adicionales de consideración y porque tiene potencial de desarrollo que al completarse promoverá la economía de escala requerida para sostener el comercio local metropolitano.        

A modo de conclusión el estudio realizado por la Universidad Simón Bolívar y Lagoven, resalta que "Tamare juega un papel importante en la reorientación en el proceso de densificación urbana y en la formulación de las directrices que se quiere dar a los nuevos desarrollos de Ciudad Ojeda".        

"El desarrollo de Tamare abre la oportunidad de modificar el medio urbano de Ciudad Ojeda imprimiéndole carácter e identidad y transformando su estructura para conferirle un ambiente enriquecedor a sus pobladores. Además de que comienza a ser iniciador del mejoramiento urbano de la Costa Oriental del Lago".        

Hoy el entusiasmo de los primeros habitantes por radicarse en Tamare tiene justificación y la tendrá siempre, mientras que el propósito social y empresarial de integración recibe estímulos con hechos concretos, como la construcción que Lagoven hizo de la avenida Cristóbal Colón para unir interiormente a Ciudad Ojeda con Tamare.        

Fue el de Lagoven un acto para la integración que se estimuló con una obra tangible.  

Manuel Bermúdez Romero

______________________________

Esta información se publicó con anterioridad en la edición julio-agosto 1995 de la revista Nosotros, de Lagoven, que conmemoraba 20 años de la nacionalización de la industria petrolera.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Daniel Acosta Schneider -

Apreciado Manuel,
Disculpe la informalidad en mi pasado correo, pero es que tambien queria agregar que yo vivi, creci y estudie en esa urbanizacion, por eso me referi al profesor Nilson., ya que fue unos de los prof. mas ilustres del Simon Bolivar. Esta todo tan crecido que su alrededores integran la urbanizacion o una nueva forma de vida a esta region petrolera.en fin., donde trabajo usted , en Tia Juana? Gracias por su comentario , Saludos
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Manuel Bermúdez Romero -

Imagino que el profesor Nilson González tiene excelente conocimiento de la Costa Oriental del Lago (COL) y así de Tamare. Hay que hacer una corriente de opinión dirigida a recuperar Tamare, y a partir de allí organizar urbanísticamente a Ciudad Ojeda. Es una forma de rescate ambiental de toda la COL.

Sé que puede sonar iluso, pero hay que comenzar haciendo presión social. Gracias por su comentario y divulgue por favor la existencia de este blog http://contextos.blogia.com y la inclusión aquí mismo de otras crónicas sobre la urbanización, una titulada "Tamare", otra "Dónde queda Tamare" y una adicional, cuyo nombre es "Tamare anidó a Los Turpiales", que recoge resumidamente la historia de la creación del grupo gaitero Los Turpiales de Tamare. Para encontrala dichas crónicas sólo tiene que insertar en el buscador de la bitácora los títulos que acabo de suministrar.

Manuel Bermúdez Romero

Daniel -

Yo habia aprecio y admiro tamare tamare Gracias al Profesor Nilson Gonzalez que desde los anos 70 habia sido profesor de Simon Bolivar .. El nos habia dado la oportunidad de que conocieramos los origenes y logica architectonica y urbanizacional de este increible complejo . Lamentablemente como todo esta en el abandono y deterioro. Pero ojala y con los anos nuevas generaciones lo aprecien como tal y aprendamos a concervar nuestras raices que como todo se pierde y no se aprecia
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres